Cómo saber cuando Dios te revela algo

¿Eres un soñador? ¿Ha recibido algún sueño o visión que logre haber venido de Dios? ¿De qué manera entendemos si vienen de Dios o no?

Los sueños y visiones son medios bíblicos y populares por los que Dios se comunica con el hombre. Dios siempre y en todo momento trata de estar comunicado con nosotros por el hecho de que nos quiere y desea guiarnos, aconsejarnos y enseñarnos. En la Biblia, Dios generalmente le charló a Su Pueblo mediante sueños. Dios asimismo charló a personas que eran idólatras y no lo proseguían (Abimelec, Nabucodonosor, la mujer de Pilato).

Índice
  1. Dios charla en las Escrituras
  2. La oración en la oración

Dios charla en las Escrituras

La Biblia es el libro sagrado más especial, donde se cuenta la relación de Dios con el hombre durante la historia. Asimismo cuenta la vida de Jesucristo y la narración de sus primordiales enseñanzas, para hablarnos todos y cada uno de los días. ¿Tienes un inconveniente? Solicitud la Biblia, léela con el corazón, solicita a Jesús que te abra la cabeza y el corazón a fin de que sepa recibir su palabra en el momento en que la desee expresar.

¿Conoces la historia del hombre que padeció una inundación en su localidad y oró fervorosamente a fin de que Dios lo salvara? El agua subió a una agilidad preocupante y este hombre subió al techo de su casa, donde prosiguió orando a Dios. Entonces llegó un hombre con una barca y se ofreció a asistirlo, pero el hombre -que de todos modos aguardaba ver a Jesús con su túnica y prácticamente caminando sobre el agua- mencionó que no y prosiguió “aguardando a Dios” desde su techo. En el momento en que llegó al cielo, tras ahogarse, Dios le preguntó por qué razón ignoraba su asistencia. El hombre al final comprendió que Jesús de forma frecuente utiliza a la gente y las situaciones como herramientas para su obra y gloria.

La oración en la oración

La oración nos ofrece la actitud correcta para entender la intención de Dios. Jesús logró su mayor victoria en la soledad de Getsemaní en el momento en que oró: «No mi intención, sino más bien la mía» (Lucas 22:42).

«Satanás treme en el momento en que ve de rodillas al beato mucho más enclenque.» Si el enemigo puede eludir que nuestras ánimas se arrodillen, obtuvo una esencial victoria.

CONOCEMOS Y SEGUIREMOS EL PLAN DE DIOS AL HACER NUESTRAS SUMISIONES DIARIAS Y MAS en un paso: ver Salmo 37:23. Él conoce el objetivo desde el comienzo (Isaías 46:9-diez), pero la condición que debemos cumplir, si conocemos y hacemos la intención de Dios, es obedecerle absolutamente con un profundo deseo de obedecerle: ver Hechos 22. : diez Se precisan 4 cosas para conocer la intención de Dios:

(1) Comunión con él en oración. En el Salmo 27:11 podemos encontrar una oración correcta, y hasta el momento en que sepamos lo que es ingresar en el misterio de forma regular, Dios en su felicidad nos revelará su plan pasito a pasito.

Espera localizar a Dios.

Los encuentros sobrenaturales con Dios no son extraños; Dios exhibe su presencia a través del Espíritu Santurrón de forma tangible todos y cada uno de los días a distintas personas en el planeta. Conque espera localizarte con Dios por medio de su Espíritu de una forma que te lleve a cabo sentir poderoso en el momento en que Dios decida que es el instante y el sitio correctos para manifestar tu vida así.

Si leer otros artículos relacionados a Cómo saber cuando Dios te revela algo puedes visitar la categoría Oraciones.

Juan de Jesus

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir